Seguramente te ha pasado que has entrado a Facebook, o has prendido la T.V y te encuentras con un anuncio o nota sobre el ser voluntario. 

Lo primero que ves son imágenes de niños en situaciones no tan favorables, animales maltratados o cualquier tipo de escenas que buscan mover tus sentimientos y hacerte sentir un poco mal sobre el estilo de vida que llevas.

En primer lugar, queremos decirte que Sí, muchas de estas imágenes son parte de la realidad, pero NO TODO ES TAN MALO COMO LO IMAGINAS, al contrario, también hay puntos buenos que seguro te animarán a ejercer este noble labor…

Ya llegando a esta parte queremos decirte que:

¡TRANQUILO!, NO todos nacen para ser voluntarios. Lo que sí podemos contarte, es que hay muchos mitos sobre el labor de un Voluntario y hoy queremos desmentirlos…

 

MITO 1: ¡Todos los Voluntariados son para África! 

A diferencia de lo que muchos documentales nos han mostrado, NO todas las oportunidades de voluntariado son para África. Claro que es un país que necesita muchas manos y donaciones para mejorar las vidas de cientos de personas que siguen viviendo en extrema pobreza, sin embargo existen miles de proyectos en diversos países que buscan trabajar en pro de diferentes causas.

Si tú te sientes más identificado con dar tu tiempo de beneficencia a proyectos con animales en peligro de extinción, también hay organizaciones que trabajan para este objetivo. Así mismo si te interesa el medio ambiente, la igualdad de género, la enseñanza de idiomas, el fomentar actividades de inclusión, el enseñar por medio del deporte, y muchas más causas. Lo mejor, es que hay opciones de Voluntariado en diferentes países e incluso en tu ciudad.

Lo importante es que entiendas el propósito de ser voluntario, des lo mejor de ti y de tu tiempo en pro de otros.

 

MITO 2:  Para ser Voluntario, debes pasarla MAL

 

Probablemente la primer idea que se te vienen a la mente sobre ser voluntario es que tienes que “sufrir” al estar en malas condiciones para poder entender la realidad de otros.

Esto NO es necesario, ya que hay muchas maneras de ser voluntario. Recuerda que antes de irte a otro país a ayudar a otros, debes asegurarte de tu bienestar, ya que para dar lo mejor de ti debes sentirte bien y así poder compartir tu tiempo y habilidades.

Afortunadamente existen muchas organizaciones que se dedican a darle la oportunidad a otros de realizar voluntariado internacionales, generalmente tienen una cuota administrativa para cubrir tus gastos mínimos y ser sostenibles. (Por ejemplo AIESEC te brinda el hospedaje durante las 6 semanas de proyecto, de 1 a 3 comidas dependiendo la oportunidad, seminarios de preparación y de reintegración, espacios de liderazgo y soporte durante tu experiencia).

Así que guarda la calma, ya que ir a ayudar a otros no necesariamente debe tenerte 6 semanas sin alimentación o sin un lugar donde dormir, sino que puedes hacerlo en las mejores condiciones para descansar y recuperar tus energías y entregar lo mejor en tu proyecto con causa social.

 

MITO 3. Para ser Voluntario, debes ir a otro país 


Es cierto que es tendencia el ir a otros países a realizar labor de voluntario, sin embargo NO obligatoriamente debes salir de tu país o ciudad para ayudar a otros. La definición de voluntario habla del “HACER LAS COSAS POR VOLUNTAD” y es justo lo que se requiere, que tengas muchas ganas y cierto tiempo para poder donarlo a otros.

Seguramente en tu ciudad hay fundaciones que necesitan soporte para sus causas, o tu mismo puedes reunirte con amigos para hacer un día de voluntario, elegir una problemática y buscar un proyecto para ejercerlo.

Otra opción es que labores como voluntario en las organizaciones que YA tienen un sistema establecido. 

 

MITO 4. Necesitas tener cierta edad o nivel socioeconómico

Claro que no… para ayudar a otros no hay ni edad ni condiciones económicas que te lo impidan. Se trata de buscar espacios donde con tus habilidades, conocimientos y tiempo puedas apoyar a otros con oportunidades.

Recuerda que algo muy importante es hacer las cosas sin esperar nada a cambio, hacerlas por pasión y por compromiso a tu sociedad.

Si tu eres una persona que busca dar lo mejor por otros, seguramente muy pronto alcanzarás todos tus objetivos en la vida. El corazón de un voluntario muchas veces es quien hace que otros comiencen a brillar, es por eso que te invitamos a que te unas a este labor, que encuentres una causa que te mueva y que comiences con pequeños pasos.

Ser voluntario no sólo cambiará la vida de otros, sino la tuya de una manera muy positiva.

¿Quieres conocer más sobre los 1700 colombianos que son voluntarios en AIESEC? Entra aquí.

En AIESEC trabajamos para desarrollar el liderazgo de los jóvenes por medio de Intercambios. Tú puedes vivir una oportunidad internacional en países como: Brasil, México, Italia, Perú, Argentina, Polonia, Romania, y Turquía

                                                     

 


Anie Zamora
Vicepresidente de Experiencia de Marca AIESEC en Colombia

Tengo 23 años. Soy Publicista y Relacionista Público. Me gustan los museos, la apreciación al arte y la simetría. Soy Géminis. Mexicana viviendo en Bogotá.  

Instagram: @anieeeg                                                     

WordPress Lightbox Plugin