Tomarse un año libre -o “gap year” como se le conoce en muchas partes- entre el bachillerato y la universidad es simplemente un paso más para muchos en Europa, Australia y Nueva Zelanda; pero en países como Colombia este concepto es aún un gran desconocido.

Las motivaciones que encuentran los estudiantes para retrasar la educación universitaria por un semestre o un año van desde la necesidad financiera, hasta la búsqueda de una experiencia internacional antes de decidirse por una carrera.

Tomando como ejemplo a los países escandinavos con un considerable menor número de población y una economía bastante más desarrollada, a menudo los jóvenes pasan un gap year estudiando, viajando, trabajando o realizando un voluntariado, con frecuencia en el exterior, para perfeccionar sus habilidades lingüísticas.

Es por esto que te presentamos tres razones por las que es importante realizar un gap year en el extranjero:

 

  1. Perfeccionas las habilidades conocidas como “soft skills”:

Aptitudes como flexibilidad, liderazgo y planificación, son sólo algunas de las destrezas que mejorarás mientras realizas un gap year.

Sin embargo, la más significativa es tener la oportunidad de perfeccionar una segunda lengua como inglés, francés, alemán o mandarín. Un gap year puede ayudarte especialmente porque al pasar tiempo estudiando un idioma en el exterior mejoras tu capacidad intelectual y aumenta tu confianza. Al sumergirte en una nueva cultura tienes una mayor exposición al idioma al vivir la experiencia de una forma mucho más intensa.

Mezclarse con los locales y hablar el idioma las 24 horas será mucho más efectivo que estudiar inglés en una academia tradicional.

  1. Te ayuda en con tu carrera profesional:

Aunque desde el punto de vista de los padres puede haber cierto grado de preocupación al considerarlo como tiempo perdido y una desventaja en la educación y carrera de los hijos; grandes empresas y consultoras multinacionales toman mucho en cuenta el gap year, y en muchas ocasiones forma parte de sus requisitos a la hora de valorar a sus candidatos.

Al salir de tu zona de confort y trabajar con equipos de diferentes nacionalidades perderás sin duda el miedo inicial a asumir responsabilidades, serás mucho más tolerante y tendrás más facilidad para trabajar con otras culturas.

  1. Puedes realizar diferentes actividades que te darán una gran experiencia:

Si te animas a formar parte de un equipo de voluntarios, te darás cuenta de que puede cambiar tu vida. No sólo conocerás a personas de distintas culturas, sino que podrás poner en práctica tus habilidades dependiendo de tu área de interés. Y lo más importante: aprenderás y ayudarás a personas que necesitan de tu auxilio.

Al igual que el voluntariado y el estudiar un idioma en el extranjero, las prácticas corporativas son una herramienta necesaria para tu desarrollo. Allí podrás poner en práctica todos los conocimientos teóricos que has aprendido en la academia y que vas a necesitar en tu futuro empleo.

 

En los últimos años se ha dado cada vez más importancia a la capacidad de aprender y adaptarse. Sin duda realizar un Gap Year es una gran inversión para tu futuro profesional a la vez que te aporta una experiencia internacional que podrás recordar de por vida.

                                                     

 

EF Education First 
Este blog fue creado en cooperación con EF para conocer más ingresa a www.ef.com.co
                                                   
Loading...
WordPress Lightbox Plugin